sábado, 26 de mayo de 2012

Français con Nata



Con esta entrada me es inevitable echar la vista atrás... Y es que la idea de comenzar este blog surgió tras un concurso de postres navideños, realizado en una escuela de idiomas.
El nombre del blog lo escogí con motivo de una popular canción de Édith Piaf -escuchada en una de las clases de francés-, que lleva por título "La Vie en Rose". Y la primera receta publicada corresponde al postre elegido para tal acontecimiento.
Demasiados detalles de este blog obligatoriamente me van a recordar por siempre el año que comencé mis primeras clases de français.
Clases no sólo abundantes en conocimientos de dicho idioma. Sino copiosas de buenos momentos -mayoritariamente dulces, gracias a infinidad de "chocolats, friandises et desserts"; compartidos a partir de las "quatre heures". 
La tarde de ayer vistió de "Rose", a esa misma hora. Con una emotiva celebración, rebosante de verdadero compañerismo y buenas notas despedimos el curso "Français avec Mar".
Una tarde inolvidable para todos los que la formamos con aroma a café, azucarada como los mejores chocolates belgas, arropados por melodías evocadoras,...

La receta que nos acompaña hoy, un detalle más de los muchos que compusieron ese gran momento, con sabor a "despedida"... Para mí, uno de esos momentos, que siempre guardaré entre mis recuerdos. 


Eso sí, con el deseo de seguir alimentando tan buenas amistades.




Ingredientes -Bizcocho-:


  • 12 huevos
  • 360 gramos de azúcar 
  • 360 gramos de harina floja -tamizada, preferiblemente-
Preparación -Bizcocho-:
  • Batiremos los huevos junto con el azúcar, hasta que tripliquen su volumen inicial. Mientras más tiempo batamos, mejor. Más crecido y más esponjoso será el resultado. 
  • Añadiremos la harina tamizada, suavemente. E uniremos, delicadamente también. De lo contrario, de nada servirá nuestro esfuerzo anterior...
  • Volcaremos la masa resultante en el molde y hornearemos a 160 ºC, durante unos cuarenta y cinco - cincuenta minutos. Hasta que el interior esté cocido (haremos la prueba de pinchar con la punta de un cuchillo, y que ésta salga limpia).
  • Desmoldearemos y dejaremos enfriar. 

Ingredientes - Almíbar-:
  • 500 ml. agua
  • 500 gramos de azúcar
  • 1 chorro de licor (elegí crema de Baileys)
Preparación - Almíbar:
  • Poner el agua y el azúcar en un cazo, hasta el punto de ebullición. Añadir el chorro de licor -el que más nos guste- y dejar evaporar unos minutos. 
  • Retirar del fuego y reservar.

Ingredientes - Nata montada-:
  • 1 litro y 1/2 de nata 
  • 12 cucharadas -colmadas- de azúcar

Ingredientes - Relleno-:
  • 1 kg. de fresas (reservaremos unas cuantas unidades como elemento decorativo)
Ingredientes - Decoración-:
  • 12 ó 15 fresas para decorar
  • 200 gramos de chocolate fondant
Realización de la Tarta: 
  • Hornearemos el bizcocho y reservaremos.
  • Haremos el almíbar y reservaremos igualmente.
  • Fundiremos el chocolate al baño maría o en el microondas, a temperatura media durante unos minutos. Iremos removiendo de poco en poco y controlando para que no se caliente demasiado (temperaturas entre 30 y 32 grados), evitando así que se queme. Nunca puede alcanzar temperaturas superiores a 50º C. Una vez fundido, enfriaremos hasta que adquiera una cierta consistencia, condición idónea para trabajarlo y utilizarlo, por ejemplo para realizar decoraciones. Lo introduciremos en una manga con boquilla fina y sobre papel sulfurizado o una base de silicona, detallaremos figuras o letras.  Reservaremos en la nevera de manera que enfríe adecuadamente.
  • Montaremos la nata con la ayuda de una batidora eléctrica. Y reservaremos también en la nevera.
  • Lavaremos las fresas, les quitaremos el rabo y las cortaremos en láminas. A excepción de las reservadas, que las cortaremos por la mitad.  Las laminadas, las dejaremos macerar en un bol, simplemente con varias cucharadas de azúcar. 
  • A la hora de "montar" la tarta, cortaremos el bizcocho en tres capas.  Las emborracharemos con el almíbar, empapándolas considerablemente para que el bizcocho resulte jugoso y dulce. Sobre cada capa, colocaremos una generosa cantidad de nata montada, fresas laminadas y más nata. El exterior lo detallaremos con la ayuda de una manga y boquilla rizada, también de nata. Distribuiremos las medias fresas alrededor de la tarta y colocaremos entre ellas las figuras y/o letras de chocolate.

6 comentarios:

  1. Fue una tarde agridulce, con mucha pena por lo que se acaba, pero con la alegría de haber encontrado gente estupenda con la que seguir compartiendo momentos. Sin olvidar los dulces instantes de tu maravillosa tarta ¡estaba riquísima! Muchas gracias Bego por eso y por todo lo demás. Un besazo! Nuria

    ResponderEliminar
  2. No cabe duda, que eres una artista, una apasionada en lo que haces y lo más importante, el amor que le inyectas a todo, esto es el resultado final a todo lo haces "EL AMOR", gracias por lo que nos has dado y compartido. Eres fuente de inspiración. LUZ siempre en tu vida! Yareni

    ResponderEliminar
  3. SIN SER UN POETA COMO YARENI, SOLO ME QUEDA DECIR QUE LA TARTA ESTUVO EXQUISITA, SIN DESMERECER DE NINGUNA PASTELERIA DE RENOMBRE, SIN DUDA POR TU AFAN DE MEJORARTE SIEMPRE EN LO QUE HACES. SI PUEDES SIGUE ASI SIEMPRE. AURELIO

    ResponderEliminar
  4. Nuria, gracias por tus palabras!!!
    Me alegro de que te gustara la tarta. Aunque, no sé si superaría tu bizcocho de zanahoria y nueces -tan exquisito!-... jeje
    Un besazo, guapa!

    ResponderEliminar
  5. Yareni, tus palabras me emocionan!
    Seguro que es a mí a quién van dirigidas? jajajaja
    Tú sí que eres fuente de inspiración! Dulce y hermosa desde tu Voz ;)
    No te lo había dicho nunca, verdad?
    Un millón de gracias!!!

    ResponderEliminar
  6. Aurelio! Cómo que no eres un poeta? Todo un Bécquer, si mal no recuerdo...
    Muchísimas gracias por el comentario!
    Espero seguir así, como dices... y mejorar como los buenos vinos!

    ResponderEliminar